Viaje del Presiente Mauricio Macri a China

11/05/2017 por

Informe DNI N° 163

Mayo 2017

ESTADO DE LA RELACIÓN ECONÓMICA BILATERAL ENTRE CHINA Y ARGENTINA ANTE LA VISITA DEL PRESIDENTE MAURICIO MACRI

 

 

Encuadre general

 

El Presidente Mauricio Macri emprende un viaje a la República Popular China (además de Dubai y Japón).

Las relaciones económicas entre Argentina y China son extremadamente relevantes, pero no están tan fuertes como estuvieron. Después de un notorio incremento del flujo comercial de bienes, en los últimos años tuvieron un amesetamiento y hasta últimamente se reducen si se considera el intercambio medido en dólares.

Después de un gran crecimiento hasta 2011/2013, ya no crecen.

En 2015 crecieron comparadas con 2014, pero en 2016 decrecieron levemente comparadas con 2015. 

Las exportaciones a China en el último año ascendieron a 4.425 millones de dólares. China fue,así, una vez más, el segundo principal mercado para Argentina en el mundo.  Las importaciones desde China, mientras, fueron en 2016 de 10.467 millones de dólares .

El déficit comercial argentino bilateral en 2016 fue definitorio una vez más (como cada año desde hace muchos ejercicios) y llego a superar (el déficit) más de 5.000 millones de dólares.

La infografía que se exhibe a continuación releva los datos del flujo comercial reciente entre China y Argentina

Dibujo 5

 

Dibujo 6

 

 

 

Año Exportaciones argentinas  a China en millones de dólares Importaciones argentinas desde China en millones de dólares
año 2003 2.576 743
año 2004 2.737 1.430
año 2005 3.336 2.271
año 2006 3.643 3.153
año 2007 5.359 5.127
año 2008 6.598 7.143
año 2009 3.950 4.843
año 2010 5.798 7.648
año 2011 6.237 10.572
año 2012 5.021 9.951
año 2013 5.985 11.362
año 2014 4.461 10.708
año 2015 5.174 11.749
año 2016 4.425 10.467

 

 

Relaciones bilaterales.

 

a)Las exportaciones argentinas a China 

 

Las relaciones bilaterales entre Argentina y China están por ahora más basadas en el comercio que en las inversiones. Las exportaciones de Argentina a China siguen, pese a la caída, como se señaló antes, confirmando a China como el segundo principal mercado.

Como se anticipó en la introducción, debe decirse que la dinámica del comercio entre Argentina y China tuvo enorme fuerza desde el inicio del siglo XXI hasta hace un lustro y desde allí la situación de amesetó.

Efectivamente, las exportaciones argentinas hacia China no se superan (y caen) desde hace medio decenio (en 2011 fueron de 6.237 millones, y en 2008 ya habían llegado a 6.598 millones).En 2015 fueron de 5.174 millones, creciendo comparadas con las exportaciones de 2014, pero volvieron a caer algo en 2016, como se expresa más arriba (a 4.980 millones de dólares).

Observando una serie más larga se constata que la irrupción de China en el comercio mundial como actor dinámico y relevante, desde el inicio del siglo, marco el comercio internacional de Argentina. Efectivamente, en 2001 (a inicios de siglo) China sólo explicaba (compraba) el 5% de nuestras exportaciones, pero ya en 2005 llegó al 8% de las compras desde el exterior de productos argentinos, y en 2010 alcanzó al 10% (duplicación de porcentaje en una década). Mientras, los niveles se estabilizaron ya en 2011, cuando China bajó a explicar el 8% del total de exportaciones argentinas, nivel similar al se mantuvo en 2012,  2013 y 2014.               

En 2015 generó el 9% aproximadamente y en 2016 fue de alrededor de 8,5%.

Negociaciones inmediatas bilaterales que sucedan a la reuniones alto nivel reciente (incluyendo la vista del Presidente Macri) deberían dirigirse, pues, a la generación de incrementos de la demanda de bienes desde China,lo que permitiría mejorar la cantidad y composición de exportaciones de nuestro país.

El complejo sojero es el gran protagonista de nuestros envíos (alrededor del 60% del total). Argentina (que produce agroalimentos, uno de los productos que más demanda China, y puede producir energía y minería, que también son demandadas por el gran país de oriente) está en un rango que el ubica apenas entre el trigésimo y el cuadragésimo lugar entre los proveedores de China en el mundo. Japón, Corea y EEUU son los principales proveedores.

Los porotos de soja representan la mitad del total de exportaciones a China y son el principal rubro exportado, y el aceite de soja lo completa con alrededor de un 10% adicional.

En montos menores se exportan aceites de petróleo y algunos otros rubros, que no superan en cada caso el 1,5% del total, como tabaco en rama, cueros y pieles curtidos, moluscos, lactosuero y componentes de la leche, carne bovina congelada y crustáceos).

Exportaciones a China

Exportaciones a China en millones de dólares Productos primarios MOA MOI Combustible
3.239 889 140 391

Como se señaló, China es nuestro segundo cliente en el mundo, nuestras exportaciones a China están muy basadas en productos primarios, y la evolución de la relación muestra dos etapas (una dinámica inicial y una de asentamiento -y hasta caídas de exportaciones-) en los últimos diez años.

 

 

b) Las importaciones argentinas desde China:

 

En materia de importaciones de nuestro país, puede decirse que China es un relevante proveedor argentino.  Pero la relación por ello es deficitaria para Argentina.

En una década China pasó de generar un 5% a un 15% de nuestras importaciones (aparatos eléctricos y electrónicos, aparatos mecánicos, químicos orgánicos y vehículos, especialmente).               

En  2015 generó alrededor del 20% del total de importaciones argentinas y en 2016 poco más del 18%.

En los químicos orgánicos es en donde más relevancia porcentual tiene Argentina en el total de exportaciones de China al mundo medidas por producto individual.

En los últimos años medidos, la composición no ha variado de modo sustancial, y más de la mitad de las importaciones argentinas correspondió a 2 capítulos del nomenclador arancelario: artefactos eléctricos y artefactos mecánicos. En estos dos capítulos del nomenclador se encuentran los aparatos eléctricos de telefonía (el principal producto importado), las partes de aparatos de telefonía, las máquinas de procesamiento de datos y los circuitos integrados.

Los otros productos de relevancia importados, como se expresó, son los químicos orgánicos o los compuestos inorgánicos, además de las motocicletas, los coches de viajeros, las máquinas para aire acondicionado, las bombas de aire o de vacío, los insecticidas o los transformadores eléctricos.

China tiene una alta significación en las importaciones de nuestro país. Es uno de los grandes actores en el aprovisionamiento de bienes para Argentina.

Nuestro país concentra en solo tres países el 50% de todas sus importaciones: Brasil, China y EEUU son los principales proveedores en el mundo.

Potencial de mejora cualitativa de las relaciones comerciales

El potencial de China para Argentina es enorme.

En el comercio, porque de los siete principales sectores exportadores argentinos nuestro país tiene allí grandes oportunidades en 5 (vegetales, alimentos elaborados, minerales, aceites y productos del reino animal, los cuales representan el 60% del total de nuestras exportaciones).

Pero especialmente hay un gran potencial de notable interés para Argentina en posibles inversiones, porque China es el segundo inversor externo en América Latina (detrás de Estados Unidos), y Argentina está en busca de inversión extranjera.

China importa 9,6% del total de importaciones mundiales y es el segundo principal importador de bienes del mundo, lo que muestra el potencial de desarrollo de tal mercado para Argentina.

Dibujo 7

Una muestra del potencial de la presencia de inversiones de China en Argentina está dado en el hecho de que, mientras en el mundo observamos la dinámica de nuevas grandes empresas, las “multiemergentes” (empresas multinacionales que invierten en alianzas transfronterizas, producen y comercian instalándose en varios países en simultaneo y que son originarias –esas empresas- de países emergentes), que representan factores de imán de crecimiento en estos países emergentes, se constata que de las principales 100 empresas multinacionales en el mundo, 44 son chinas (21 de la India, y en nuestro continente ya 11 de Brasil, 6 de México). Y después de Asia, Latinoamérica es la región de mayor IED de estos nuevos actores.

Pero Argentina tiene aún poquísima presencia en esta materia (en general, además, la inversión extranjera en Argentina aun no sube significativamente): los niveles de IED son escasos y la mejora en la recepción de inversiones será estratégica para el futuro de Argentina

Así, China es el principal mercado asiático para Argentina, pero su relevancia vas más allá y ha hecho que desde comenzó la presente década, en 2010, por primera vez (se mantiene esta situación hasta hoy) en la historia Argentina exporte más a Asia que a Sudamérica y al Sudeste Asiático que al  Mercosur.

Y, a la vez, el potencial parece mayor que la realidad actual.              

Una combinación, pues, de realidad y potencial, de futuro y presente, rodea a esta nueva visita presidencial que puede convertirse en uno de los hechos más relevantes en las relaciones económicas productivas argentinas en el año.

Por lo expuesto, la relación entre Argentina y China puede ponerse ante este hecho en un marco que posibilite advertir que mejores resultados requieren una mirada estratégica que apunte a que, dado que no resultará sencillo el mero crecimiento del comercio, éste debe apuntarse como muy útil, pero también es de esperar que se generen entre empresas argentinas y chinas proyectos asociativos, que generen inversión para nuevos negocios que también probablemente terminen en el intercambio comercial.

Esto es: más capacidad de generación de bienes y servicios que permita además mayor productividad y competitividad atendiendo intereses complementarios debería ser el efecto de proyectos entre partes de ambos países. Se puede también, pues, pensar más en los actores que en el escenario, y más en empresas que en el mercado chino en particular.

c) La atracción de inversiones. 

Además de las relaciones comerciales el vínculo bilateral cobra valor (como se anticipó más arriba) en la política de promoción de inversión extranjera que Argentina ha puesto en marcha.

China es el 3er principal inversor extranjero en el mundo, con unos dos billones de dólares emitidos al exterior en 2016 (ocupa ese lugar en el ranking, luego de la Unión Europea en su conjunto y EEUU) como lo muestra el gráfico siguiente.

Dibujo 8

 

 

Ello le concede especial atractividad a China como potencia inversor en Argentina, país que no ha conseguido aun un incremento de los flujos en la materia que son esperados por la administración del Presidente Macri.

China es apenas el 18vo inversor extranjero en Argentina.

Al haber comenzada inversión hace poco está en una posición muy relegada comparada con los tradicionales inversores (con un stock de 743 millones de dólares).

Pero la posición (baja) en el ranking de inversores permite ponderar el potencial futuro en la materia.

Dibujo 9

 

 

 

El presidente Xi ha manifestado hace pocas semanas que prevé inversión extranjera china en América Latina en los próximos diez años por 2,5 billones de dólares.Por ende, la recepción de IED proveniente de China forma parte a la vez de la relevante agenda bilateral.

 

 

 

Marcelo Elizondo

Director General

Desarrollo de Negocios Internacionales (DNI)

Escribir un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Connect with Facebook


*